sábado, 14 de diciembre de 2013

Pulseman: internet inalámbrico en los 90.


Cotillón del bueno.

Y estamos de vuelta otra vez con una joyita underground de la Genesis...o debería decir Mega Drive dado que el juego no salio fuera de Japón. Mitad humano, mitad cibernético, más rápido que el wi-fi, más fuerte que un ratón, más noble que una lechuga ¡Su escudo es un relámpago! El es...¡Pulseman!
Autoescrache en pleno corte de cable.

Japón, 1994. Nuevamente nos situamos en la época de auge de la Sega Genesis. Por aquel entonces, una joven empresa de nombre Game Freak daba sus primeros pasos en el mundo fichinero, pocos años antes de crear a los bichos de bolsillo y consolidar su unión con la empresa del fontanero con baigot, crearón un genial fichín repleto de luz, tecnología y velocidad que desgraciadamente no llegó a nuestras tierras hasta mucho después, ese año nacía la primer mascota de Game Freak, Pulseman vio la luz el 22 de Julio del mencionado año para la Sega Mega Drive.



La historia del juego nos situa en finales del siglo XXI, donde el Doctor Yoshiyama consigue crear, luego de mucha investigación, una ente cibernético o ciber-computadora capáz de sentir, pensar y ser consciente a la que bautizó como C-Life. Como todo hikkikomori se terminó enamorando de ella y se digitalizó en el mundo virtual donde juntos combinaron su ADN (picarón) y resultó en el nacimiento de un ser mitad humano mitad C-Life al que llamaron Pulseman. La historia parecia feliz hasta que vivir mucho tiempo en el mundo de las computadoras alteró la mente del doctor Yoshiyama donde aparentemente se fusionó con un virus emergiendo en el mundo real como el doctor Waruyama (su forma combinada con el virus) y creo un grupo de reos ciber-facheros llamado Galaxy Gang con el cual comenzó una ola de ciber-terrorismo que solo Pulseman puede detener ahora.

"Todo lindo pero ¿como veo la hora en este relojito?"

Historia original para una época donde se enfocaba más al gameplay, y es solo el comienzo. El gameplay tiene los elementos básicos de un plataformero: caminar, saltar y atacar. El arma de turno de Pulseman es el Volteccer, una espada de trueno que sale de su mano derecha con la cual borra a los (bizarros pero genialmente diseñados) enemigos del mapa, pero también se pueden hacer variaciones, como patadas en el aire pulsando arriba y salto, o una patada baja atacando mientras el eléctrico protagonista está agachado lo cual es útil contra enemigos demasiado bajos para alcanzarlos. Otra acción marca registrada del juego es cargar el Volteccer y bien lanzar un rayo junto al ataque regular o convertir a Pulseman en una velos esfera/chispa que puede andar aleatoriamente rebotando por cualquier parte y siendo inmune unos segundos o bien puede servirle para desplazarse por rieles atravesando lugares que no puede transitar a pie. Cargar el Volteccer es tan facil como aplastar un Goomba, Pulseman debe correr una cierta distancia y automaticamente estará cargado sin necesidad de mantener ningún botón apretado (para envidia de Mega Man).
Como en muchos juegos, Pulseman cuenta con 3 Hit Points que se reflejan en la luz de su pulcera en la esquina superior izquierda de la pantalla siendo respectivamente azul, amarillo y rojo, una vez que Pulseman recibe un golpe estando en rojo, pierde una vida.
Algunos items convencionales incluyen las Spark Balls que siendo juntadas de a 10 pueden darle una vida y recalibrar el HP a Pulseman, el recuperador de 1HP, la vida extra, un cargador automático para tener siempre el Volteccer cargado sin necesidad de correr, entre otros.



El apartado gráfico es como pocos de esa época. Lúcido, vivo, colorido y con una sensación futurista que refleja la ambientación del juego a la perfección. Esto mezclado con la sublime banda sonora de la mano del groso Junichi Masuda que más tarde seria el responsable de la banda sonora de buena parte de los juegos de Pokemón, como lo describió la revista IGN, "no es solo genial, ¡es eléctrico!".
"¡Debí ir a ese curso de programación primero!"

Si bien Pulseman no salió de la tierra del sol naciente en su formato de cartucho, 15 años más tarde, en 2009, el mundo conocería oficialmente a Pulseman mediante la consola virtual de la Nintendo Wii.
Algunos datos curiosos incluyen que el juego en un principio se pensó con el nombre de Spark; a pesar de que solo fue lanzado en Japón originalmente, los samples de voz tanto en los niveles como en las cutscenes son hablados en inglés, lo que indica que se planeó su lanzamiento en occidente a algún punto. Otros datos curiosos son que varios conceptos de Pulseman sirvieron de inspiración para los juegos que estrenaban la 4ta generación de Pokemons, como que la paleta de colores del Pokemón eléctrico Rotom esta basada en la de Pulseman, y la de su versión Shiny esta basada en la paleta de colores de Veil (el clon malvado del prota), finalmente el nombre del Team Galaxy esta obviamente inspirado en la Galaxy Gang, los malosos del fichín.
"mucho rayito, mucho poder pero un poco de agüita y se te pudre el rancho, pibe."

Pulseman es de esos juegos que son inmejorables, como bien dice el refrán "si no esta roto, no lo arregles", lo cual basta para saber por que no tuvo secuela alguna, pero vive a través de la memoria de sus creadores y de quienes han tenido la oportunidad de probarlo. Tal vez (y solo tal vez) su único defecto sea no tener opcion de 2 jugadores, pero por como es el juego de por si, no le hace falta para nada. Descargarlo (o incluso conseguirlo en cartucho si tenés suerte) serán de los 200 Kilobytes (y pico) mejor invertidos para pasar un rato pateando ciber-nalgas de villanos a toda velocidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario